Una semana de caos en Brasil: Carreteras bloqueadas por huelgas de camioneros, Río sin alimentos frescos o combustible, aeropuerto cerrado

Luis Castillo
El Daily Stormer
28 Mayo, 2018

Bueno, esta no es la primera vez que Brasil me decepciona.

¿Has visto este meme antes, “oh guau, Brasil, sí, playas, mujeres calientes, tan hermoso, sí”?

Estoy seguro de que has oído eso antes. Y pensaste que habría algo así como la primera imagen.  Pero, si lo creías y te fuiste, te habría sorprendido y decepcionado descubrir que era más así.

No lo hagas, anon. No lo hagas.

Al menos puedes estar seguro de que no eres el único que lo siente.

Casi todos en Brasil se sienten así ahora.

UltimaHora:

La huelga de los camioneros continúa paralizando a Brasil ayer, pese a que el Gobierno ordenó la intervención de la policía y el ejército y al llamado de uno de los principales sindicatos a desbloquear las rutas.

El viernes, poco después del anuncio del presidente Michel Temer de que usará las fuerzas de seguridad federales, los militares comenzaron a escoltar a camiones-cisterna en su acceso a las refinerías, principalmente, en la de Duque de Caxias, cerca de Río de Janeiro.

El ministerio de Defensa indicó ayer que 132 de los 519 bloqueos registrados el viernes habían sido levantados.

Esa es una forma más agradable de decir: “Después de una semana, 387 siguen en manos de los insurgentes”.

Prácticamente, todas las estaciones de servicio del país están desabastecidas y los productos frescos son cada vez más escasos en los comercios.

El sindicato de distribuidores de combustibles de São Paulo anunció que 99% de las gasolineras de la capital económica de Brasil ya no tienen carburante y que tomará de 5 a 7 días volver a la normalidad, cuando termine el conflicto.

El alcalde de São Paulo, Bruno Covas, que decretó el estado de emergencia el viernes, declaró a periodistas que la situación es grave, pero bajo control.

En Brasilia, la mayoría de las rutas ya fueron despejadas y algunas estaciones de servicio comienzan a ser reabastecidas. Los problemas de aprovisionamiento afectan también casi totalmente al transporte urbano.

En Río, el organismo que administra los BRT anunció en Twitter que el servicio debió ser interrumpido por tiempo indeterminado debido a la falta de combustible. El bloqueo obligó a cancelar vuelos en el aeropuerto de Brasilia, paralizó la totalidad de las cadenas de montaje de automóviles, redujo la actividad de grandes frigoríficos y provocó una disparada de precios de los carburantes y los alimentos.

En su editorial de ayer, el cotidiano estado de São Paulo asigna una irresponsabilidad generalizada, tanto a los huelguistas como al Gobierno, que actuó con demasiada lentitud.

A menos de cinco meses de la elección presidencial de octubre, la escasa credibilidad que le quedaba al impopular gobierno de centro-derecha continúa reduciéndose.

Bueno, tenemos que mantener las cosas en perspectiva.

Y después de todo, siguen siendo el segundo destino mundial para la prostitución infantil, después de Tailandia.

Y estos mulatos pueden patear un balón muy bien.

Eso es casi un país, ¿verdad?

Ya, en serio.

¿Por qué demonios creen estos polluelos que tienen derecho a bloquear las carreteras y negarles a todos su acceso a alimentos frescos y petróleo? ¿La gente de Brasil no es lo suficientemente pobre y escuálida, sin darles patadas en los testículos de esta manera?

El País:

La FAO calcula que Brasil acabó con el 75% de la pobreza extrema una espectacular racha entre 2001 y 2012. Pero en 2016 la dinámica cambió. Los números empezaron a subir de nuevo, de 13,34 millones de personas en pobreza extrema a comienzos a 2017, a 14,83 a finales, según un informe divulgado por el Instituto Brasileño de Geografía y Estatistica. Entre medias está la tremenda recesión que sacudió el país en 2014 y de la que está empezando a salir, muy tímidamente, solo ahora.

Odio decirlo, pero los israelíes tienen una mejor idea de cómo manejar la insurrección.

Si el gobierno capitula ante las demandas de estas personas, regresarán el próximo año, tomando al público como rehén de nuevo para obtener más dinero o lo que sea.

Las carreteras pertenecen a la gente, no pertenecen a los negros comunistas que deciden bloquearlos para que puedan extorsionar al gobierno. Y mira. Si no quieren conducir sus camiones, está bien. Pueden irse a la mierda, y alguien más puede conducir los camiones. Pero no pueden simplemente bloquear las carreteras para todos, esto es ser un gilipollas y se debe castigar con violencia.

¡Pero, el gobierno brasileño es corrupto, y estos camioneros tienen quejas legítimas!

Cállate, niggerbitch.

Si el gobierno brasileño no fuera corrupto e ineficiente, no sería el gobierno brasileño. Las personas que no tienen gasolina en sus autos en este momento también tienen una queja legítima, y ​​no es el gobierno el que les está haciendo eso, son estos maricas.

Si estos camioneros estuvieran bloqueando los edificios del gobierno en lugar de bloquear las carreteras de la gente, no tendría ningún problema con eso. Desde la perspectiva del gobierno, todavía tendría sentido castigarlos con violencia, pero desde la perspectiva de la gente, eso podría ser algo bueno, a menos que simplemente instalen un gobierno aún más corrupto e ineficiente, algo que probablemente harían, dado que estamos hablando de Brasil.

Pero lo que sea. Esa sería una forma legítima de protestar contra el gobierno. Esta cosa, joder a la gente común, no tengo simpatía por eso.

Comments